El cliente dispone de un plazo de siete días hábiles desde la recepción del producto para desistir de la operación, indicando la causa, en todo caso la manifestación de desistimiento deberá constar realizada por el consumidor en el plazo señalado (y con independencia de que no llegue fuera del plazo de siete días hábiles). El consumidor correrá con los gastos de devolución por desistimiento.